// Prótesis Dental //

Prótesis dental

Una prótesis dental es un elemento artificial que sirve para restaurar la anatomía de uno o varios dientes, consiguiendo así que el paciente recupere la funcionalidad y la estética de su dentición.

Las prótesis dentales se fabrican de manera personalizada, imitando al tejido natural de la encía.

¿Cuál es el objetivo de una prótesis dental?

La principal función de una prótesis dental es rehabilitar la dentición para recuperar las funciones fisiológicas, tales como la masticación o la de deglución de alimentos, así como para evitar problemas de pronunciación.

Las prótesis también juegan un papel fundamental en la salud bucodental, ya que una pérdida dentaria puede desplazar los dientes adyacentes, dificultando la correcta higiene oral.

La estética dental es también uno de los motivos principales por los que llevar a cabo este tratamiento.

Prótesis fijas

Las prótesis fijas son aquellas que el paciente no puede quitarse por si mismo.

Coronas o puentes fijos dentosoportados:
Sirven para restaurar uno o varios dientes y se colocan sobre los dientes previamente tallados, siendo éstos su único apoyo

Prótesis fija sobre implantes:
Las prótesis implanto-soportada constan de una estructura protética fijada mediante tornillos o cementadas en los implantes que se han colocado previamente dentro de los huesos maxilares

Prótesis removibles

Las prótesis dentales removibles son aquellas que pueden ser extraídas por el propio paciente. Es la opción más popular entre las personas con imposibilidad de colocación de implantes dentales.

Prótesis completa:
Estas prótesis abarcan toda la cresta ósea. Son conocidas como “mucosoportadas”

Prótesis parcial de resina:
Cuando el paciente aún conserva algunos dientes de la arcada, se puede optar por la colocación de una prótesis parcial removible de resina, a las cuales se las conoce como “mucodentosoportadas”

Prótesis parcial esquelética:
Cuando el paciente cuenta con varias zonas desdentadas en una arcada, las prótesis removibles esqueléticas son las más indicadas para solucionar su problema oral

Cuidados de una prótesis dental

La prótesis también requiere una serie de cuidados diarios para aumentar su durabilidad. También es necesario realizar revisiones odontológicas de manera periódica.

Para el cuidado de las prótesis removibles es necesario lavar la prótesis y la cavidad oral después de cada comida como si se tratase de nuestros propios dientes, usando el cepillo de dientes, un colutorio oral y la seda dental. La prótesis debe higienizarse con la ayuda de un cepillo especial para prótesis y jabón de manos. Es importante utilizar comprimidos limpiadores eventualmente para higienizar la prótesis removible, ya que combaten la acción de los hongos y las bacterias y eliminan las manchas.

La limpieza de las prótesis dentales fijas se realiza en las partes a las que el usuario puede acceder, con un cepillo de dientes y dentífrico con flúor. Es recomendable también el uso de un irrigador bucal y un colutorio. Es importante mantener una higiene bucal adecuada en el resto de los dientes, independientemente de los cuidados especiales que requieren las prótesis dentales.

Preguntas frecuentes

No existe un tiempo estipulado ya que este depende de las características fisiológicas de cada paciente.

Al principio el paciente se puede sentir extraño con la prótesis hasta que la musculatura, las mucosas y la lengua aprendan a mantenerla en su lugar.

Si, aunque es recomendable su utilización de forma continua de cara a conseguir una óptima adaptación de la misma.

SI. Existen pegamentos dentales que ayudan a fijar la prótesis removible en boca. Se usan sobre todo en prótesis completas donde existe una falta de cresta ósea o ésta está muy reducida.

No existe una prótesis mejor que otra, sino que ésta debe elegirse en función de las características de cada paciente. En líneas generales, la principal ventaja de la prótesis fija es que no requiere de su remoción, frente a las prótesis removibles que si son necesarias quitarlas y ponerlas.

Cuando se trata de prótesis fija no cambia la coloración; en el caso de las prótesis removibles, al ser un material de resina, si se puede dar el caso de que se tiñan aunque este proceso puede revertirse tratando la prótesis en laboratorio recuperando así su color original.